Curiosidades sobre tiburones (2)

Al hablar de tiburones nos vienen a la cabeza los más conocidos, ya sea por su tamaño o por su comportamiento. Pero son sólo algunas de las más de 360 especies de tiburones que existen y que viven en prácticamente todas las aguas, tanto en mares y océanos como en aguas dulces.

En el anterior post os comenté algunas de sus características generales. En el de hoy hablaré de otros aspectos curiosos de estos animales:

– Los tiburones son depredadores y por lo tanto actúan como reguladores de la cadena trófica. Son, pues, un elemento clave en el equilibrio de los ecosistemas acuáticos.

– Hay especies de tiburones que se alimentan de pláncton y otros pequeños animales a través de un sistema de filtración: el tiburón ballena, el tiburón peregrino y el tiburón de boca ancha.

– No todas las especies se reproducen del mismo modo. Algunas son vivíparas, y los embriones se desarrollan dentro de la madre. Otras son ovíparas, y sus crías nacen de huevos que han puesto las hembras. Finalmente, también hay especies ovovivíparas, es decir que la hembra pone huevos que permanecen en su interior hasta que se rompen y de ellos nacen las crías.

– La mayoría de tiburones viven entre 20 y 30 años, pero hay algunos que pueden sobrepasar los 100 años de vida. Es el caso de la mielga y del tiburón ballena.

– Suelen nadar a una velocidad unos 8 km/h, aunque en ocasiones pueden alcanzar los 19 km/h. Hay especies que en determinados momentos pueden nadar a la increíble velocidad de 50 km/h.

– En contra de lo que cree mucha gente, los tiburones no son animales especialmente peligrosos o agresivos, y no suelen atacar sin haber sido provocados.

– En general, los tiburones tienen tardan en madurar sexualmente y tienden a engendrar pocos descendientes cada vez, cosa que los hace especialmente vulnerables a la sobrepesca.

– La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza considera que hay 50 especies de tiburones amenazadas (clasificadas como vulnerables, en peligro o en peligro crítico) debido a la sobreexplotación humana.

Debido al peligro en que se encuentran, cada vez más países prohíben la pesca de tiburones, e incluso declaran sus aguas “reserva natural de tiburones“, para que no puedan ser perseguidos ni pescados en ellas.

Estas paradisíacas islas son uno de estos lugares donde los tiburones están protegidos. Aquí se pueden observar casi 30 especies distintas de tiburones, lo que se convierte en un aliciente más para venir a practicar el buceo en Maldivas, una experiencia que no olvidaréis.

One Response

Deja una respuesta